Un todo-terreno personal ¡y eléctrico!

El Swincar E-Spider es un vehículo eléctrico con tracción a las cuatro ruedas y que destaca por su gran agilidad, pasando por sitios por los que la mayoría de SUV y 4×4 tradicionales lo tendrían difícil o incluso imposible. Cada rueda está propulsada por un motor eléctrico de 1,5 kW y dispone de cuatro suspensiones independientes, lo que le permite sortear los obstáculos más complicados, moviéndose casi como una araña; el vehículo aún está en fase de pruebas.

Fuente: autopista.es

Los comentarios están cerrados.