El optimismo patologico contra el ansia de poder.

Hoy un servidor ha comprendido porque tenemos al Ibex con el peor comportamiento de las plazas europeas, no descuenta nada empresarial o bursátil, descuenta la pésima clase política que tenemos, padecemos  y pagamos en este país.

Hoy un día donde al salir el Presidente del Gobierno y el Jefe de la Oposición tras su reunión en el Palacio de la Moncloa esperábamos los españoles en la rueda de prensa posterior el anuncio de al menos el acuerdo y compromiso de ambos partidos de aceptarse mutuamente las bases sobre las que sostener el acuerdo económico-social que en pocas semanas rematarían Sindicatos, Patronal y Gobierno.

Nada más lejos de nuestra triste realidad, Zapatero con su optimismo patológico nos dice que la reunión ha sido “útil” y “satisfactoria” y Rajoy nos enumera los errores de todo el mandato socialista y lo inútiles que son  por trillonésima vez, conclusión, dialogo de besugos, nos quisieron vender como gran acuerdo marco la reforma de las
Cajas que por supuesto obviamos en qué consiste porque ahora mismo eso no le importa a casi nadie.

De reformas laborales, regulatorias y económicas NADA, de cómo evitar ser otra Grecia NADA, de que caminos a seguir para reconducir la actual situación de crisis sistémica NADA, del reordenamiento del Estado NADA, de la búsqueda de soluciones para correlacionarnos con las economías más potentes NADA pero señores me quieren decir de que hablaron estos “hijos de las cuatro letras”.

¿Pero de que van? ¿Pero es que no son conscientes de que España está por encima de ellos? ¿Pero es que no se dan cuenta que estamos cruzando un umbral donde se puede desvertebrar el orden económico del social? ¿pero no son capaces de ver que necesitamos soluciones propias ordenadas  para que no vengan de fuera a ponerlas de cualquier manera? Pero estos dos sujetos ridículos que se creen que somos nosotros ¿carne con ojos? ¿simples votos?.

De risa, mucho se meten con Zapatero y poco con Rajoy ya me parece que tiene más delito este último que el primero, hoy solo le faltó traer a un autobús lleno de jubilados con banderitas de la gaviota para terminar el meeting, con su tono electorero barato se limitó a expedir el acta de defunción política del Gabinete socialista al gestionar tan pésimamente la crisis.

Zapatero que ya sabéis todos que de Economía sabe lo que se puede aprender en dos tardes de la mano de un Catedrático en la materia nos dijo que una reducción drástica del déficit público  ponía en peligro el crecimiento económico ¡¡ pues vaya crecimiento económico que vamos a tener oiga ¡¡

El Déficit público se combate aumentando los ingresos y minorando los gastos, si no hay reformas laborales, económicas y regulatorias no van a aumentar los ingresos y si no aumentamos los ingresos pues los gastos tenderán a ser crecientes y si son crecientes DEFAULT porque el sistema “peta”.

Pues ya lo habéis visto y comprobado hoy, España y los Españoles somos puestos en segundo plano cuando se trata de mantener el poder o de tomarlo, de quedar bien ante la opinión pública  o de dejar a tu oponente  en ridículo para que se fijen en ti aspirante. Es lo que hay. No hay más.

Mientras de telón de fondo como para mayor burla de nuestro cierto  destino teníamos a los griegos en plena batalla campal en una nueva huelga general, tres muertos, cientos de heridos, ellos son un estadío más avanzado del cáncer que nosotros o los portugueses o los irlandeses.

Alemania y Francia saben que habrá más canceres y que irán llegando a fase terminal uno a uno,  que si no se ayudan unos a otros el proyecto Europa quedará en papel mojado tras una muy corta vida político-social y lo que es peor una ingente cantidad de capital triturado por execrables  fallos y malas prácticas  de los gestores públicos de los países económicamente más débiles de la U.E.

Qué os vamos a decir de los mercados financieros que el IBEX pierde 30.000 millones de euros en tres sesiones (eso es un tercio del plan de rescate griego), que otro tanto es el coste del recorte del Rating para España.

Señores si es que dentro de poco  para mucha gente el problema no será el paro, ni estado financiero de nada, será qué comer, el a donde ir sin ingresos de ningún tipo o como  con una prestación social de 400 euros puede comer y vivir una familia.

Podemos vivir tiempos dantescos, donde se pueden precipitar todo un sistema y una cultura basada en el consumo y el bienestar social en un abrir  y cerrar de ojos, odio ser agorero y profetilla de tres al cuarto, pero a la vuelta de unos años podemos parecernos más al Perú o Ecuador que a Alemania o Francia.

Pero no os preocupéis, al final pagamos nosotros la incompetencia de nuestra clase política y gestores públicos, sobre nuestras espaldas caerá la factura de toda su incompetencia, nos retirarán a los 75 años, reducirán la  pagas a los funcionarios, hará tabla rasa en las pensiones futuras, minimizarán las prestaciones sociales, nos pagaremos la sanidad y no sigo para no asustar ……