El Ibex está esperando la capitulación independentista

El Ibex está esperando a que Puigdemont de manera directa o indirecta, vamos abierta o soterradamente, por activa o por pasiva que la DUI sea  tan simbólica que causará risa o sea tomada como una artimaña dilatoria que le de tiempo a montar u organizar otra jugada en su partida perdida de antemano contra el Estado español. Dependiendo de las formas y las incertidumbres que genere nuestro Ibex actuará en consecuencia.

Creemos que al alza dada la manifiesta obra de teatro que están interpretando el separatismo que por no tener no tenían los apoyos de la Banca y la Patronal empresarial catalana, eso es como tratar de cruzar el estrecho en una balsa de plástico remando a mano, sin chaleco salvavidas y sin saber nadar, ya me contaréis la responsabilidad y fundamento de los que hacen tal  travesía hacia la libertad.

Si oficialmente les sale mal la operación secesionista  al independentismo catalán el Ibex podría sufrir una estampida de apertura de posiciones a mercado lo que lo haría romper la bajista de mayo y ya estaríamos en otro ambiente bursátil, lo contrario declaración de una DUI de forma agresiva  de apropiación de los organismos gestión y tesorería del Estado, la imposición de un nuevo marco fiscal-tributario  pues inmersión otra vez.

Nosotros seguimos fieles al rango operativo 10100-10400 si romper por arriba 10700 si rompe por abajo 9700 rumbo en claro descenso buscando 9500-9300 porque se reactivaría con virulencia el escenario negativo que venimos barajando estas semanas atrás.

 

 

Los comentarios están cerrados.