Una de fraudes con tarjetas

Hacerse una tarjeta de Carrefour a través de internet a nombre de la víctima y quitar con ella dinero en efectivo del cajero, así funciona la nueva forma de estafa que han ideado los delincuentes para hacerse con un suculento botín.

A finales del mes de diciembre un vecino de Vigo recibió en su cuenta un cargo de 1.254 euros de Carrefour, comercio del que ni siquiera es cliente. “Llamé al banco de inmediato y devolvieron el recibo, pero me advirtieron que acudiese a esta gran superficie para conocer qué había pasado, ya que podía acabar en una lista de morosos”; así lo hizo y la compañía le solicitó que interpusiese una denuncia. Con ella en la mano Carrefour le confirmó que se trataba de una estafa. La tarjeta se había solicitado por internet. Estaba emitida con su nombre, DNI y número de cuenta bancaria, aunque con otra dirección y no se habían realizado compras en el establecimiento con ella; “los estafadores habían sacado cada dos días 300 euros de un cajero automático, sin importarles, claro está, los 13,50 euros de comisión que cobran por dicha operación”.

Aunque de un modo distinto, ya en 2016 las tarjetas de Carrefour fueron utilizadas de forma fraudulenta; en éste caso se hacía creer a los clientes de estos supermercados que había un error en los datos de su tarjeta Carrefour Pass para obtener el número de la misma. Los usuarios recibían un mensaje por correo electrónico firmado falsamente por la empresa en el que se les aseguraba que había un problema con su cuenta y que era necesario registrar de nuevo el número de la tarjeta de crédito o débito. Con ese fin, se les ofrecía un falso enlace para añadir sus datos de nombre, usuario, contraseña y credenciales de acceso.

La policía aconseja borrar este tipo de mensajes, recordándonos que nunca, ni entidades bancarias, ni empresas de estas características, solicitarán nuestros datos a través de correo electrónico o sms sospechosos, e incluso algunas personas comentan que es un problema de Carrefour por no exigir el DNI ni obligar a hacer el tramite en sus oficinas –donde podrian verificar mejor los datos– dado que realizar dicha gestión telefónicamente o por página web tal vez no otorgue la seguridad adecuada.  Fuente: elplural

Los comentarios están cerrados.