El Santander es una de las llaves para saber qué hacer a corto plazo

Hoy publica resultados pero lo importante no son ellos en si mismos si no la lectura e interpretación que hagan de los mismos primero los inversores de forma inmediata al abrir la sesión  y luego las opiniones que se vayan vertiendo y calando en la psique del mercado. Debido al peso de la banca española todos sabemos el impacto que tendrá sobre el selectivo, si habrá efecto dominó o si no y lo que es más importante qué esperar de nuestro Ibex a corto plazo.

La banca española esta semana tiene que demostrar dos cosas, una que sigue ganando más como siempre y no hay porque dudar en que conseguirá los objetivos previstos para el 2018 y la otra que el impuesto del Gobierno pese a ser un handicap no será una excusa para justificar deterioros ni técnicos ni fundamentales.

El Santander tiene para hoy dos escenarios básicos y uno una mezcla de ambos:

SI LOS RESULTADOS SON BUENOS PERO CON ALGUNA PARTIDA INFECTADA DE LOS MISMOS

Entonces podríamos ver una bajada a mínimos anuales.

SI LOS RESULTADOS SON BUENOS PERO DEJANDO DUDAS

Entonces podríamos ver una bajada a 4.25 para cumplir con la ley del rango

SI LOS RESULTADOS SON MALOS Y SE DA POR CASI IMPOSIBLE QUE ESTE AÑO ALCANCE OBJETIVOS

Entonces podríamos ver una bajada a 4.1 para corregir el 61,8% de Fibonacci entre mínimos del Brexit y máximos de este años.

Precios hoy o próximas sesiones bajo 4.1 deterioro total.

SI LOS RESULTADOS SON MEJOR DE LO ESPERADO, CONTINUA GANANDO Y CONFIRMANDO QUE SE CUMPLIRÁ OBJETIVOS 2018 PESE A IMPUESTO DEL GOBIERNO

Entonces pullback o rebote a directriz bajista, EMA 200  y soporte roto de los 5.15 euros, por encima de 5.15 vuelta a la normalidad y un más que probable agosto tranquilo si claro está el resto del bancario sigue sus pasos o no hay profits warnings en el peor de los casos.

Gráficamente:

Los comentarios están cerrados.