Un cisne negro llamado bonos locales chinos

Bloomberg) — Es posible que los gobiernos locales de China hayan acumulado deuda fuera de balance por 40 billones de yuanes (5.800 millones de dólares) o incluso más, lo que indica más cesaciones de pagos inminentes, según S&P Global Ratings.

“El monto potencial de deuda es un iceberg con riesgos crediticios titánicos”, escribieron en un informe este martes analistas de crédito de S&P bajo la dirección de Gloria Lu. Buena parte de esa acumulación está vinculada con instrumentos de financiamiento de los gobiernos locales que no necesariamente tienen un respaldo financiero total de esas administraciones.

En un momento en que la economía nacional se desacelera y el cupo fijado por Pekín para la emisión de bonos públicos locales no basta para financiar proyectos de infraestructura destinados a sostener el crecimiento regional, las autoridades de todo el país han recurrido a los Vehículos de Financiamiento de Gobierno Local (LGFV por su sigla en inglés) para captar fondos, según S&P. Esto ha llevado a los LGFV a “caminar en la cuerda floja” entre el desendeudamiento y la transformación de sus negocios en empresas estatales más típicas, dijeron los analistas de S&P.

Un cisne negro llamado bonos locales chinosFUENTE

 

Advertisements

Los comentarios están cerrados.