Qué son los tokens no fungibles o TNF/ NFT

nft% - Qué son los tokens no fungibles o TNF/ NFTUn token no fungible o TNF (también conocido por la sigla NFT, del inglés non-fungible token) es un tipo especial de token criptográfico que representa algo único; los tokens no fungibles no son, por tanto, mutuamente intercambiables.​ Esto contrasta con las criptomonedas como el bitcoin, y muchos tokens de red o de utilidad que son fungibles por naturaleza.​ Las cuatro principales características de los NFTs es que son únicos, indivisibles, transferibles y con la capacidad de probar su escasez.

Los tokens no fungibles se utilizan para crear una escasez digital verificable,​ así como brindar una propiedad digital, y la posibilidad de interoperabilidad de los activos en múltiples plataformas.​ Los TNF se utilizan en varias aplicaciones específicas que requieren artículos digitales únicos, como el criptoarte, los coleccionables digitales y los juegos en línea.

Más tarde, populares juegos de blockchain como CryptoKitties hicieron uso de TNFs en la blockchain de Ethereum.Los TNF también se han utilizado para representar activos de videojuegos que son controlados por el usuario en lugar del desarrollador del juego.​ Esto permite que los activos se negocien en mercados de terceros sin el permiso del desarrollador del juego.

Fuente: WIKIKPEDIA

Los NFTs (Non-Fungible Tokens) son activos digitales que básicamente son una extensión de esa misma idea. Antes conferíamos valor a bienes tangibles que podíamos tocar y ver (oro, sellos, obras de arte), y ahora lo hacemos cada vez más a bienes intangibles que sobre todo vemos, pero probablemente no podemos tocar.

Las criptodivisas son una aproximación a ese principio, pero los NFTs van un poco más allá y aplican ese concepto de reserva de valor a esos objetos más orientados al coleccionismo.

Al contrario de lo que ocurre con las criptodivisas, los NFTs no se pueden intecambiar entre sí, ya que no hay dos NFTs iguales: tu carta de un criptogatito es única, como lo es esa obra de arte digital o cualquier otro bien intangible que entra en esta definición.

La mayoría de estos “tokens” (que pueden ser monedas, sellos, obras de arte, o criptogatos, por ejemplo) se basan en los estándares de la red Ethereum y de su cadena de bloques.

Eso ha permitido que sea fácil operar con ellos a la hora de comprarlos y venderlos, y que servicios como MetaMask o MyEtherWallet (monederos que permiten interactuar con Ethereum) sean referentes en este tipo de transacciones. Además de ello, los NFTs reúnen varias características:

Extrañamente únicos: estos activos tienen muchas analogías con las obras de arte, de las cuales puede haber copias (es aún más fácil hacer copias de obras digitales), pero aquí el propietario puede certificar que es el propietario único y real de la obra original, aunque esta pueda compartirse fácilmente en internet (y lo hace). Es una situación curiosa y un giro al valor que concedemos a las obras de arte físicas y a las digitales.
No interoperables: no puedes usar un avatar/tarjeta de Cryptokitties en otros juegos similares como CryptoPunk.
Indivisibles: a diferencia de las criptodivisas, los NFT no se pueden dividir en partes más pequeñas, y tienen un valor completo como entidad o token completo, sin más. No puedes tener 1/1000 de un criptogatito.
Indestructibles: los datos de un NFT se almacenan en la cadena de bloques a través de un contrato inteligente (Smart Contract), lo que hace que no se puedan destruir, eliminar o replicar.
Propiedad absoluta: a diferencia de la música o el cine, si compras uno de estos bienes su propiedad es absolutamente tuya. No compras una licencia para ver la película o escuchar la canción, sino que ese bien intangible es completamente tuyo.
Verificable: la cadena de bloques hace posible verificar algo que es bastante más complejo demostrar o certificar con temas como el coleccionismo de arte o sellos, por ejemplo: la cadena de bloques mantiene un historial de quién ha comprado o vendido un NFT y quién es su actual propietario (absoluto), incluyendo el creador original a quien se compró ese activo digital en primer lugar.

FUENTE: XATACA.COM

Estamos pues ante una metacriptodivisa que se usará para el mercado del coleccionismo, tenemos algo único que está validado por su tecnología blockchain, la misma que sustenta a las criptodivisas, es decir es incuestionablemente verdadera y absolutamente imposible de falsificar, si nadie tiene criptos falsas nadie puede tener una NFT falsa, y su precio el que se acuerde entre dos partes cuya transacción será introducida en la cadena de bloques  que registra las operaciones NFT.

 

Advertisements

1 comentario

  1. Si lo he entendido bien, ahora puedo dejar mis colecciónes de tarjetas postales y de jarras de cerveza (que me dan trabajo para mantenerlas ordenadas y quitarles el polvo) y puedo pasarme a coleccionar TNF de jarras de cerveza, que cuando los venda, me llevo una pasta al ser una colección única. Y si me cambio de ordenador, siguen siendo míos esos tokens.

Los comentarios están cerrados.