Interesante relfexión en voz alta

Los responsables directos de la situación actual no son los ciudadanos, sino los que supuestamente nos representan -que no lo hacen-; a todos nos pagan para lo que estamos en nuestros trabajos, por poner un ejemplo: A los militares ¿para qué les pagan, si no están para lo más importante que tienen que estar?.

La Primera responsabilidad es de los políticos, jueces, sistema sanitario, periodistas y televisiones. Sabíamos que todos son funcionarios, menos los periodistas que se han convertido en funcionario voceros del gobierno de turno.

La Segunda responsabilidad es de las FFAA. Han invertido responsabilidades, dicen que los responsables en primer y último término son los españoles. O sea, que todos son nuestros enemigos, de los ciudadanos, de la gente, del pueblo. Un hecho consumado.

España es como una empresa donde nadie cumple con su trabajo y obligaciones y se pasa la pelota unos a otros. Lo suyo sería no tener que pagar impuestos a una empresa que no cumple ni nos sirve. Nunca ha habido una España tan asocial como con este partido “socialista” dedicado a crujir a la gente.. Incluso tal vez si se viera la realidad de los votos a lo mejor veríamos que nunca han ganado. De otra parte, nadie que pueda hacer eso está dispuesto a arreglarlo.

La libertad no es un regalo sino un logro. Quien tiene libertad sin lograrla la entrega, y siempre a los peores. Los de abajo no se pierden tan fácil en vicios (menos los baratos) porque no disponen de dinero ni tiempo. Los de arriba por arrebatar la vida y provocar sufrimiento.

Es únicamente la gente manifestada, como el pasado 16 de mayor frente a la nave de Alcorcón del expediente Royuela, los que pueden hacer algo. Mientras la Guardia Civil observa, esperando al día 31. para cobrar, esperando que haya denuncias para poder investigar. Investigaciones que no pueden llevar necesariamente denunciantes y que para eso está la policía judicial que funciona por orden de jueces, a su vez mucho coaccionado, amenazado o recibiendo.

La autonomía de CNI y Guardia Civil dejaron de existir con el Teniente Coronel Tejero, y a los demás se hizo para jubilarlos -ese fue el auténtico motivo de organizar el golpe para abortarlo y echarlos a todos-, para tener camino libre para robar a España y potenciar una izquierda globalista entregadora de soberanía. Ahora son un cuerpo israelí-NSA. Solo para multas y escarbar a los de abajo, a los de arriba no hay valor. El trabajo consiste en la protección del nepotismo gubernamental, y de las corporaciones. Se ha visto con la protección de las farmacéuticas, las eléctricas, las petroleras, las de bienes de consumo y alimentación, y se dedican a blindarlas y obedecerlas en contra de la soberanía del pueblo.

Ni siquiera tienen potestad para proteger las elecciones electorales y permiten el amaño electrónico o pucherazo que determina el éxito siempre de los globalistas instrumentalizados por el poder mundial anti soberanía.


Fuente: blog de Eladio Fernandez
«Los responsables directos de la situación actual no son los ciudadanos, sino los que supuestamente nos representan -que no lo hacen-«.

Advertisements

2 comentarios

Los comentarios están cerrados.