Sr. Donald Trump es usted un impresentable

La descortesía de no darle la mano a Merkel es una bofetada a Alemania primero y por extensión a toda Europa después, tenga las razones que tenga para no dársela no es de recibo exhibir su prepotencia hasta el paroxismo delante del mundo de esta manera tan grosera y grotesca, líderes israelí y palestino que se odian hasta la misma muerte se la dieron en algunas reuniones para la paz en la zona o el mismo Rajoy a Iglesias sin ir más lejos.. La educación no está reñida con los planteamientos político-económicos de nadie, ha demostrado ser aparte de poco caballero o señor un paleto en protocolo de quien los EEUU sentirse avergonzados, tendremos que hablar con Francisco I para que le ceda el anillo de San Pedro a este mentecato e investirlo como el primer representante de Dios en la tierra.  Como diría mi admirado Dr.  Fernando Jimenez del Oso ¡¡ váyase usted a hacer cósmicas puñetas¡¡

Merkel ante la estúpida actitud del engreído de Trump tenía que haberse levantado y dejado sentado, no se de qué va a hablar o negociar alguien con alguien sin ni tan siquiera una de las partes saluda a la otra ni a efectos de prensa. Servidor duda cada día más que este señor termine la legislatura, sus tonterías y egolatrías narcisistas nos van a salir caras a todos.

 

Advertisements

Los comentarios están cerrados.