Que empiece a calcular el Gobierno cuanto va a costar sacarle a las energéticas y bancos uno pocos miles de millones

Que empiece a calcular el Gobierno cuanto va a costar sacarle a las energéticas mil millones

Para muestra el bofetón sin manos a nuestro ejecutivo desde que se enteraron en EEUU de las medidas del gobierno:

  • Goldman Sachs se convierte en el segundo accionista de Repsol, con un 5,7% del capital
    El fondo de inversión estadounidense aflora una participación de alrededor de 1.000 millones de euros en la petrolera española a través de derivados.
  • Un día después de su anuncio
    Goldman Sachs vende sus acciones en Repsol tras el impuesto a las energéticas
    La firma estadounidense se deshace de su participación del 5,66% en la petrolera tan solo un día después de aflorar este paquete, que le situaban entre los principales accionistas junto a JP Morgan o BlackRock. 

Es lo que tiene las medidas populares por no ofender diciendo populistas de la izquierda que se pretende ingresar un dinero y luego el coste del ingreso es desproporcionado al ingreso, con lo que ha sido peor el remedio que la enfermedad, ya dijimos antes pensando como pueblo si se le cobra un extra a los oligopolios y se evita que estos no reboten lo que se les quita, porque es quitárselo, las cosas como son, como ciudadanos tenemos que aceptar que la medida es socialmente plausible ahoa bien en términos económicos y como profesionales de los mercados financieros, la medida es una cochambre sin nombre que hace más mal que bien a nuestra economía y a la marca España.

Ahora Goldman Sachs hará repensar a todos los inversores internacionales que se planteen estar invertidos en los sectores afectos a tributación extraordinaria por beneficios extraordinarios por lo que al final lo que pretendía sacar el gobierno de ellos será calderilla con lo que perderá nuestro sistema financiero-bursátil, y que no olvidemos que en él están los ahorros de los españoles por activa y por pasiva.

No nos contradecimos por decir antes que aplaudimos las medidas del gobierno si consigue que no se reboten a los ciudadanos, también antes que profesionales de los mercados vivimos en sociedad y mucha gente ni sabe ni quiere saber nada de los mercados porque entre razones no puede participar en ellos porque no llegan ni a final de mes, no podemos ser cainitas o fariseos desde nuestra pompa de jabón.

Conclusión no quiera saber nadie lo que le va a costar a España y a su Economía los ingresos que pretende drenar nuestro Gobierno porque va a ser surrealista, será como comprarse un yate de lujo para dar vueltas en un pantano o comprar una casa de un millón de euros para sacar 500 euros al mes, o comprarse un Ferrari viviendo en la Isla de la Graciosa. La izquierda nunca ha entendido la economía.

¿Cuantos economistas especialistas en crecimiento tiene España? ninguno de ellos podría aconsejar jamás que a beneficios extraordinarios hay que aplicar tributos extraordinarios porque si una empresa tiene beneficios extraordinarios pagará por ellos extraordinariamente. No es lo mismo el 25% de  mil millones que de mil quinientos, lo que subyace es una doble imposición, pagar dos veces por un solo concepto que genera un beneficio. Eso de arrimar el hombro esta muy bien para la ciudadanía pero por poco que se sepa de economía es un expolio o confiscación de capital.

España deja claro que no tiene asesores en crecimiento económico, no se están emitiendo medidas para crecer, para fomentar, para incentivar la generación de valor económico, se están emitiendo medidas para aumentar el ingreso público vía tributaria para luego  revertirlas a la sociedad en forma de dádivas persiguiendo mantener al electorado justo que logre a nuestro gobierno seguir en la Moncloa.

España está tan mal que Sánchez ni se ocupó ni preocupó de hacer una diagnosis de todos nuestros males y fallas de este país e informar de reformas que se irán haciendo para solucionar todos ellos , nada de lo mal que nos viene el futuro y de las bajadas de proyecciones que nos están cayendo encima una tras otra, de que van a venir tiempos duros y de que van a haber recortes en el sistema de pensiones, de que habrá que trabajar hasta los 70 años  y mayor gravamen para la España productiva y menores deducciones fiscales, enseguida lo que hizo fue lanzar tinta de calamar, medidas ad-hoc deprisa y corriendo  para tratar de torear el corto plazo que ya a medio y largo plazo lo que tenga que llegar llegará, se trataba de recuperar protagonismo tras el desastre andaluz y hacer un giro a la izquierda porque si le da la razón a la derecha tiene que convocar elecciones anticipadas.

 

 

 

Advertisements