No ha sido solo en los coches eléctricos , EEUU quiere noquear la economía china a base de impuestos

guerra-comercial% - No ha sido solo en los coches eléctricos , EEUU quiere noquear la economía china a base de impuestosHay que cambiar el proverbio aquel que dice “si tu enemigo es más fuerte que tú ; únete”  por este otro ” si tu enemigo es más fuerte que tú; grávalo”. Denigrante el comportamiento unilateral de los EEUU saltándose  a la torera los tratados de comercio internacional para ganar protagonismo político el Presidente Biden en año electoral, obviamente a la UE le viene bien esta política para clonarla en la eurozona. Los chinos se van a ahogar con su propia producción o tendrán que ponerla a saldo en países del segundo mundo si quieren venderla.

La administración Biden anunció el martes nuevos y rígidos tipos arancelarios sobre importaciones chinas por valor de 18.000 millones de dólares . La Casa Blanca dijo que los aumentos arancelarios eran necesarios para proteger a las industrias estadounidenses de la competencia desleal.

A partir de este año, el presidente Joe Biden cuadriplicará los aranceles sobre los vehículos eléctricos chinos importados, del 25% al ​​100%. El impuesto a la importación de células solares chinas se duplicará, del 25% al ​​50%. Y los aranceles sobre algunas importaciones chinas de acero y aluminio aumentarán más de tres veces, desde el 7,5% actual hasta el 25%.

El presidente también ordenó a la representante comercial de Estados Unidos, Katherine Tai, que triplique con creces los tipos arancelarios sobre las baterías de iones de litio para vehículos eléctricos y las baterías de litio destinadas a otros usos. A partir de 2025, los aranceles sobre los semiconductores chinos importados aumentarán del 25% al ​​50%.

Se impondrán por primera vez aranceles a las importaciones chinas de agujas y jeringas médicas, así como a las enormes grúas de barco a tierra, dijo la Casa Blanca en una hoja informativa. Los guantes médicos de caucho chinos y algunos respiradores y mascarillas también se verán afectados por tasas arancelarias más altas.

Algunos artículos, como las baterías y el grafito natural, tendrán períodos de aplicación de aranceles más largos. La Casa Blanca dijo que esto es en parte para darle tiempo al sector manufacturero estadounidense para escalar hasta un punto en el que se produzcan suficientes baterías en el país para satisfacer la demanda de los consumidores. .

“China está produciendo a un ritmo y con una trayectoria que supera con creces cualquier estimación plausible de la demanda global”, dijo un alto funcionario de la administración en una llamada telefónica con periodistas el lunes.

“Eso inundará el mercado global con una oferta que socavará nuestra capacidad de crear capacidad productiva interna y… nos dejará a todos en todo el mundo más vulnerables a la coerción económica”, dijo el funcionario.

Beijing se apresuró a condenar los nuevos aranceles el martes.

“La escalada de los aranceles de la Sección 301 por parte de Estados Unidos contradice los compromisos del presidente Biden de no reprimir o contener el desarrollo de China y de no buscar desvincularse de China”, dijo un portavoz del Ministerio de Comercio en un comunicado. “Estados Unidos debería corregir inmediatamente sus malas acciones y revocar las medidas arancelarias contra China. China tomará medidas decididas para defender sus propios intereses”.
Señales de advertencia
Funcionarios de la Casa Blanca de diversas agencias han expresado su preocupación en las últimas semanas por los subsidios internos de China para la fabricación de energía limpia.

Creen que los subsidios de Beijing están ayudando a las empresas a producir en exceso productos de energía limpia y baratos, como paneles solares y vehículos eléctricos, que superan la demanda interna.

Si las empresas no pueden vender ese excedente a nivel nacional, advirtieron funcionarios estadounidenses, podrían terminar descargándolos en los mercados globales, dificultando la finalización de las nacientes industrias de energía limpia en otros países.

“El exceso de capacidad de China distorsiona los precios globales y los patrones de producción y perjudica a las empresas y trabajadores estadounidenses, así como a las empresas y trabajadores de todo el mundo”, dijo la secretaria del Tesoro, Janet Yellen, en marzo antes de su visita a China, donde confrontó a funcionarios gubernamentales sobre el tema.

Xinhua , la agencia de noticias del gobierno chino, calificó las afirmaciones de Yellen de “infundadas” y “un reflejo de la mentalidad de suma cero de algunos responsables políticos en Washington”.

FUENTE

PUBLICIDAD (google adsense)

1 comentario

  1. A los yankis se les olvidó decir que los aranceles son por el propio bien de todos los americanos y que, aquellos que compren productos chinos serán considerado como unos peligrosos antipatriotas.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.